El verdadero invitado

Un hombre fue invitado a cenar en una opulenta mansión y llego a la fiesta ataviado con ropas modestas.

Al instante advirtio que no solo los invitados lo miraban por encima del hombro y le eludian, sino que hasta los propios criados de la casa evitaban servirle. Como vivia en la casa vecina se dirigio a su domicilio rapidamente donde se vistio con su mejor con sus mejores galas, un hermoso traje bastante caro y lujoso.

Asi volvio al banquete, donde nadie habia reparado en su ausencia. Nada mas atravesar la puerta, los dueños de la casa lo recibieron cortesmente y los criados mostraron grandes ademanes de respeto.

Servida la cena el hombre se despojo de su ropa y la arrojo encima de la comida que le habian servido ante el asombro de los comensales.

– Yo solo he venido acompañando a el Verdadero invitado, que es el que ha recibido vuestras atenciones y respetos, la proxima vez invitad a mi traje directamente. Ahora me marcho para dejarlo cenar con tranquilidad.

(Y como siempre concluia mi padre el relato, salio mas ancho que largo de la casa)

Anuncios

2 comentarios

  1. stella said,

    20 agosto, 2009 a 22:31

    excelente cuento,refleja lo que es la sociedad, tal cual

  2. juanita said,

    20 agosto, 2009 a 22:34

    me gusto mucho ese cuento,espero que alguien lo lea,ademas de yo y mi mama


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: